Verde que te quiero verde

Verde que te quiero verde

Verde que te quiero verde

Publicado en Blog, Nutrición para el alma y etiquetado como , , | Leave a Comment

Mi pasión por la nutrición y sobre todo mi vocación de médico me llevan constantemente a ser consciente de mi responsabilidad a la hora de promover salud, y de ahí mi necesidad de transmitir a través de mis libros parte de mis conocimientos.

Tras el éxito de mi libro de ZUMOTERAPIA publicado hace unos años , y en el que hablo de distintas combinaciones de frutas y verduras para distintas patologías , me quedaba en el tintero la idea de dedicarle un libro a los beneficios y bondades de los vegetales y frutas verdes. Así nació “Verde que te quiero verde”.

¿Por qué verdes?

Es una pregunta que muchos de vosotros me venís haciendo desde que comente la idea del libro. Pues bien, los vegetales y zumos verdes poseen sustancias que no las poseen otros vegetales que no tienen ese color.

En particular uno de estos componentes, la clorofila, es uno de los pigmentos de la naturaleza más parecido a la hemoglobina y curiosamente con una función similar: transportar una mayor cantidad de oxigeno allí donde nuestras células lo necesitan.

Otra de las muchas diferencias de los vegetales verdes es su gran cantidad de ácido fólico y de vitamina A, y pigmentos como luteína y zeo xantinas que protegen nuestra vista de la ceguera entre otras cosas. Además de su gran capacidad antioxidante y para renovar células dañadas ( de ahí que puedan prevenir determinados tipos de cánceres ), así como sus aportes en fibra y agua los hacen ideales para perder peso y depurar el organismo .

Vivimos en un mundo donde la comida rápida , el estrés emocional , los excesos de grasas, las proteínas animales, medicaciones y productos ” preparados ” y otros contaminantes ambientales , hacen que nuestro organismo se cargue de sustancias nocivas que lo van “acidificando “ y envejeciendo y esto genera una toxicidad que ya ni siquiera nuestros propios órganos encargados de depurar( hígado , riñón, pulmones etc.), pueden eliminar por si solos.

Eso está haciendo que nuestro sistema digestivo se resienta, nuestras defensas estén siempre al límite, nuestra piel enferme, nuestro sistema hormonal se altere, ganemos peso y lo que es más importante muchos de los cánceres que actualmente padecemos, hoy por hoy tienen que ver con nuestra forma de alimentarnos.

Y sin embargo tenemos a nuestro alcance el mejor remedio para contrarrestar estos efectos nocivos y prevenir e incluso mejorar el cuerpo enfermo, FRUTAS Y VERDURAS VERDES y de otros colores son una fuente inagotable de vitaminas, antioxidantes, agua, minerales, fibra, antocianina, clorofila, bioflavonoides y otras muchas otras sustancias beneficiosas. Todas ellas necesarias para un correcto funcionamiento de nuestro cuerpo y que, desgraciadamente, son minoritarios en nuestra alimentación del día a día.

Dentro de todos estos componentes la clorofila es uno de los que más encontramos en los zumos con hojas verdes. Este pigmento es muy parecido a nuestra hemoglobina y hace que el oxígeno sea transportado con mayor facilidad a todas nuestras células.

Los vegetales verdes nos ayudan a oxigenar nuestro organismo, además de alcalinizar el organismo de la acidez que provoca mayor envejecimiento y enfermedades.
Al tomar los vegetales licuados en zumos verdes estamos ofreciendo a nuestro cuerpo un cocktail de varias frutas y verduras que de otra manera seria más difícil incluir en un solo día, además ahorrarás tiempo y preparaciones más engorrosas. Además al tomarlos licuados hay dos ventajas fundamentales: la fruta y verdura se toma fresca sin someterla a ningún cambio, con lo que aprovechamos todas sus propiedades. Por otra parte, la vía de absorción de nutrientes a través de un licuado es más rápida que al tomar una fruta entera.

Entre los números beneficios que los zumos verdes tienen para nuestra salud, se encuentran los siguientes:

  • Son una manera sana de incluir frutas y verduras en nuestra alimentación diaria.
  • Aportan multitud de vitaminas y minerales necesarios en nuestro desgaste rutinario.
  • Tienen un efecto alcalinizante contra la acidificación del organismo provocada por el exceso de proteínas y grasas y estrés
  • Depuran y oxigenan el organismo
  • Regulan el tránsito intestinal
  • Retrasan el envejecimiento celular y previenen multitud de enfermedades (entre ellas canceres)
  • Proporcionan energía y vitalidad al provenir de frutas y verduras frescas
  • Son la mejor fuente de energía natural y vitalidad para deportistas.
  • Suponen una fuente de hidratación extra en nuestra alimentación
  • Todo el mundo (salvo intolerancias concretas a alguna fruta o componente) puede tomarlos.

Así que, ¿a qué esperas? Incluye un zumo verde en tu día, y tu vida será mejor.

   

       

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *